¿Lo oyes?

¿Oyes eso? Es la llamada de las olas a la puerta del acantilado. ¿Sientes eso? Es el aire recorriendo tu cuerpo mientras te acercas a la puerta del romper de la marea. ¿Ves eso? Soy yo entorpeciendo tu camino hacia las olas.

¿Lo oyes de nuevo? Son mis perfumadas alas que se sumergen en tu perfecto cuerpo recubriendo cada curva que lo compone.

¿Lo sientes de nuevo? Son los roces y choques que te rodean y complacen con brisas marinas.

¿Lo ves de nuevo? Soy yo impidiendo que te vayas a la ciudad de las profundidades y suplicándote que vuelvas a enamorarme, a enamorarme de la misma manera que me enamora el oleaje marino.

Carlos J. González, 1º Bachillerato Humanidades

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s